Connect with us

Andres Spyker

Si Dios quiere

Andres Spyker

Published

on

Si Dios quiere

Esta expresión se ha convertido más en una frase que en una realidad para nosotros y a veces solo la repetimos para llenar un hueco en nuestras conversaciones.
Solemos añadir esta frase a nuestras palabras o ideas, nuestros sueños o metas, como para decir: “si no sucede es porque Dios no quiso”.

 

Lo impresionante del relato del Evangelio es que en aquel tiempo los leprosos estaban excluidos de las demás personas, vivían fuera de la ciudad. Al acercarse a Jesús este hombre corría el riego de ser apedreado por el pueblo. Podríamos decir como primer punto que muchas veces para recibir algo de Jesús es necesario correr un riego, y este podría ser de cualquier tipo. Para ir a un siguiente nivel espiritual también es necesario arriesgar algo de nosotros, un sacrificio, tomar pasos de fe.

El “si quiero” de Jesús resulta ser muy revelador. Este leproso tenía fe en el poder de Jesús pero le faltaba fe en el carácter de Jesús.
Nuestra fe tiene que estar basada en la capacidad y también en el carácter de Jesús.

Muchas veces creemos que Dios puede hacer grandes cosas, grandes milagros, cambiar situaciones, pero tenemos que creer no solo que Él puede, Él quiere. Es parte de su carácter. El vino al mundo porque quiso salvarnos, quiso perdonarnos, quiso darnos una vida abundante.

Advertisement

También podemos ver en la historia de Sodoma y Gomorra, como Abraham apela y confía en el carácter de Dios y no tan solo en su poder. Nuestras oraciones cobran otro sentido al saber que Dios no solo puede sino que Él quiere.

Pero sería ignorar la Palabra de Dios creer que Él siempre nos dirá “si quiero” a todas nuestras peticiones. A veces quizás queremos algo que está en contra del carácter de Dios y muchas veces Dios tiene que cambiar nuestro carácter para que esté alineado a Su carácter y querer las cosas que Él quiere.

Pero existen al menos tres razones por la que no recibimos algo de parte de Dios:

Advertisement

Porque Dios quiere algo mejor para nosotros. Una relación que no se da, un trabajo que se nos hace esquivo, etc. No es que Dios no quiere. El tiene algo mejor.

Porque Dios quiere prepararnos para recibir lo que pedimos. Dios si quiere pero no estamos listos. Dios si quiere pero todavía no es el tiempo.

Dios quiere alinear nuestro corazón. Jesús dijo: “donde esté tu tesoro allí estará tu corazón”. Una manera de alinear nuestro corazón sería poner nuestro dinero en el lugar correcto. Si mi tesoro está en el lugar correcto mi corazón estará en el lugar correcto.

Advertisement
Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Andres Spyker

Como Adorar Bien

Andres Spyker

Published

on

Predica Como adorar bien Andres Spyker

El Pastor Andrés explora la importancia de la adoración basada en la verdad de las Escrituras y la presencia transformadora del Espíritu Santo.

El Salmo 95, que nos invita a adorar a Dios con acción de gracias, reconociendo su grandeza como Rey y Señor. Este pasaje destaca la comunidad en la adoración, mostrando cómo la adoración personal se convierte en preparación para la adoración en comunidad.
La necesidad de conocer la verdad de Dios a través de las Escrituras para una adoración auténtica es de gran importancia. Formar un cristianismo o religión a nuestra opinión, no produce adoración verdadera y por lo tanto no hay transformación.

Esto nos lleva a reflexionar sobre la presencia del Espíritu Santo en la adoración, comparándola con un navegante que aprovecha el viento para guiar un velero. De manera similar, el adorador busca y se alinea con la presencia de Dios para ser transformado por ella.

Profundizando el concepto de descanso, Hebreos 4 hace referencia al Salmo 95. La tierra prometida representaba un descanso físico para algunos, pero David advierte a los adoradores sobre no perder el verdadero descanso del Evangelio.

Advertisement

Descansar en el Evangelio implica confiar en la obra completa de Jesucristo y no en nuestras propias obras espirituales. Esta comprensión nos lleva a ser vistos por Dios como personas totalmente amadas, santificadas y aprobadas.
Todo esto tiene un impacto profundo en la adoración. Si no entendemos el descanso del Evangelio, la adoración se convierte en un mero cumplimiento ritual. En cambio, cuando comprendemos y aceptamos el amor y la gracia de Dios, nuestra adoración se transforma. Surge desde un lugar de descanso en la obra de Cristo, donde somos completamente aceptados y amados tal como somos.

Buscar una adoración que va más allá de lo superficial, una que surge desde lo más profundo de nuestra relación con Dios, desde un entendimiento completo de Su amor, gracia y redención.
Estos elementos no solo impactan nuestra adoración, sino que transforman nuestra perspectiva de quiénes somos en relación con Dios y cómo nos relacionamos con Él en nuestra vida diaria.

Continue Reading

Andres Spyker

Necesitamos a un Padre

Andres Spyker

Published

on

Predica Necesitamos a un Padre Andres Spyker

En la profundidad del corazón humano reside una necesidad fundamental: la búsqueda de un padre. No se trata solo de un padre terrenal, sino de uno que es más fuerte, más sabio y que está por encima de todas las cosas. Hay una búsqueda intrínseca, central al corazón humano y es buscar a un padre.

Cuando Jesús nos enseña a orar resuelve el problema más profundo de la humanidad y es la necesidad de un Padre celestial.
No oramos a una fuerza cósmica, oramos a nuestro Padre todopoderoso. Cuando oramos, no oramos solo pensando en un concepto positivo o meditando una idea positiva, oramos a un Padre que tiene toda sabiduría y verdad en sus palabras.

¿Por qué podemos orar a un padre? Porque el Padre primero nos habló a nosotros. Nos envió a Jesús y Jesús es el verbo, la palabra, el mensaje de Dios Padre.

Hay tres cosas que necesitamos comprender para poder orar con más confianza.

Oramos con fe y no con palabras mágicas

Advertisement

Los gentiles creen que serán oídos por su palabrería. Muchos creen que cuando Jesús dice “no usen vanas repeticiones”, que eliminó el hecho de que no podemos repetir una oración, pero entiendo que Dios no me oye porque repetí esta oración, Dios me oye porque soy su hijo.
En otras palabras no es la oración mágica, es la fe la que hace que yo pueda hablar con Dios.

Nuestro Padre ya sabe lo que necesitamos

Cuando sientes que Dios no te está escuchando o no está contestando, no es porque Dios no te está escuchando o no te está contestando, es porque Dios te está dando lo que necesitas y no lo que estás pidiendo.
Él sabe lo que necesitas aún cuando estás pidiendo otra cosa.

Advertisement

Cuando trajeron al paralítico estos cuatro amigos lo bajaron en una camilla Jesús lo ve, obvio.
Necesita caminar y Jesús le dice “tus pecados te son perdonados” Jesús le da lo que necesita, sabía que ese hombre y la gente ahí presente necesitaba primero ser libre de la culpa y la vergüenza de sus pecados porque su parálisis principal no era de piernas era de su espíritu y de sus emociones y Jesús estaba sanando primero su parálisis espiritual. En otras palabras, sí contestó su petición pero primero contestó su necesidad.

El regalo más grande que Dios te va a dar en la oración es de una amistad y comunión con tu Padre celestial, el tesoro que más vas a ganar en la oración no es lo que Dios te dio por orar es que lo conociste mientras orabas.

Jesús está Orando con nosotros

Cuando oramos no estamos orando solos estamos orando juntamente con Cristo. Dice Romanos 8 que su Espíritu nos ayuda a orar en nuestra debilidad y dice que Jesús intercede por nosotros.

Advertisement

Muchos siguen actuando como huérfanos cuando entran a su tiempo de oración.
Entras porque tu hermano mayor, Cristo Jesús, está entrando contigo, él te acompaña y hablas con tu Padre con toda libertad y franqueza.

Jesucristo te presentó al verdadero Dios no es como tú, tus papás o tu cultura o tu experiencia o tus ideas te lo han presentado. Es como Jesús te lo presentó, es tu papá y es un buen papá y está allí por ti y te escucha. Está caminando contigo en este bosque oscuro y él te ama incondicionalmente.

Continue Reading

Andres Spyker

Como atravesar una prueba de fe

Andres Spyker

Published

on

Predica Como atravesar una prueba de fe Andres Spyker

Ninguna dificultad ha sido diseñada para aplastar nuestra fe, es el deseo de Dios que podamos crecer una vez que hayamos atravesado la prueba.

Cuando yo estaba en la escuela me hice experto en hacer exámenes. Experto en hacer exámenes no significa que aprendí mucho. Yo podía agarrar las notas de un amigo la noche anterior, memorizar la información y sacar una muy buena calificación.
Pero si me preguntas de qué me acuerdo, casi de nada porque una cosa es memorizar información y otra cosa es aprender una lección.

Pero la verdad es que nos hemos vuelto expertos en truquear los exámenes de la vida.
Quizá en el noviazgo, algunos hombres son buenos para truquear a la chava y hacerla creer que realmente se merece que se case con ella y son buenos para presentarse súper buenos y les bajan la luna y las estrellas y las tratan increíbles.

Pero no podemos truquear a Dios. No podemos saltarnos la escuela de aprendizaje de Dios porque con Dios no sólo es memorizar información. Con Dios es madurar, con Dios es aprender sabiduría. No hay madurez en la fe sin atravesar pruebas.

José no hizo nada para merecer eso, una dificultad inexplicable. Pero José siguió, no canceló su fe, no canceló su propósito no canceló su identidad siguió sirviendo con excelencia.

Advertisement

“Dios me ha hecho fructificar en la tierra de mi aflicción.” Dios me dio una doble porción en el lugar donde era difícil. Inexplicable. No sabía qué estaba pasando en la tierra de mi esclavitud, de mi confusión, en la tierra de mi dificultad, en la tierra de mi enfermedad, en la tierra de mi soledad, de mi abandono, en la tierra de mi escasez, allí mismo Dios me dio una doble porción.

A veces Dios no te saca de la dificultad más bien Dios te da una doble porción en la tierra de tu dificultad.
No hay ninguna prueba desperdiciada en Cristo Jesús. Dios va a darte doble fruto por tu aflicción.

Tres cosas que hizo José para atravesar la prueba:

Advertisement

Piensa como administrador.
José en su peor momento sacó lo mejor de él. Administro la casa de Potifar como si fuera la casa de su padre. Lo hizo con excelencia sin sentirse dueño. Hay una bendición cuando empiezo a tratar las cosas como si fueran de Dios, no como mías.

Identifícate como hijo
Un hijo de Dios sabe que la prueba puede durar un día o un año o una década pero eso no cambia mi identidad porque mi identidad no está en mis circunstancias o en mi capacidad de cambiarlas, mi identidad está en lo que Dios dice de mí.

Jesús unos días atrás estaba siendo bautizado, el cielo se abrió bajó una paloma sobre Jesús y el Padre dijo: “este es mi hijo amado en quien tengo complacencia.” Antes de hacer un milagro, antes de caminar sobre el mar, antes de resucitar un muerto, antes de hacer cualquier otra cosa el Padre dijo: “este es mi hijo amado” porque quiere que aprendamos algo. Somos sus hijos no por lo que podemos hacer sino por lo que él dice de nosotros.

Crecer como un líder

Advertisement

En esta prueba voy a crecer como líder, voy a pensar: “Dios me está preparando para ser un mejor ejemplo para mis amigos, para mi ciudad para mis colaboradores. Estoy atravesando esto porque voy a poder representar a Cristo mejor.

Continue Reading

Andres Spyker

Primer amor

Andres Spyker

Published

on

Predica Primer amor Andres Spyker

Jesús no solo quiere un grupo de gente religiosa que crea en él, él quiere amigos.

En el matrimonio y en la relación con Dios que tenemos etapas en donde se enfría el amor, no sé de donde comienza eso. Quizás por la rutina, la monotonía, no sabemos. En diferentes situaciones pasa por diferentes razones.

Hay etapas en donde el amor se enfría. Jesús dijo “en los últimos tiempos el amor de muchos se enfriará” y creo que estamos viviendo tiempos como esos. No es que has dejado de creer pero el amor se ha enfriado. Hay una diferencia. Yo sigo creyendo en Dios, sigo amando a Dios, sigo creyendo que él es mi salvador, seguimos creyendo pero a veces el amor se enfría. Ya no es una revolución de tu tiempo lugar y orden como era el inicio.

Jesús les dice yo no sólo quiero un grupo de gente religiosa que cree en mí, quiero amigos.

¿Cómo entramos, mantenemos, recuperamos nuestro primer amor?

Advertisement

El primer amor está relacionado con nuestra vista

El primer amor está conectado con la manera en que vemos. Por ahí hay un dicho en México que dice “de la vista nace el amor”.
Efesios 1:16 – 17 el apóstol Pablo dice: “Oro por ustedes para que Dios les dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de él. Que abra los ojos de su entendimiento par que lo puedan conocer mejor.”

Cuando Adán y Eva son creados, ven como Dios ve porque no veían su desnudez, veían gloria, veían bondad. Veían a Dios como lo primero, lo más valioso, lo más hermoso, lo más digno, veían la gloria de Dios.

Advertisement

En apocalipsis uno Dios no está quitándole a Éfeso su influencia y su bendición, lo está llamando a regresar.
Abel veía a Dios como lo primero, lo más valioso, lo más hermoso, el más digno por eso le dio a Dios lo más hermoso, lo más valioso, lo más digno que tenía.

Mateos 6:22 dice “La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz; pero si tu ojo es maligno, todo tu cuerpo estará en tinieblas. Así que, si la luz que en ti hay es tinieblas, ¿Cuántas no serán las mismas tinieblas? Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas. Jesús está hablando del ojo y del amor a Dios y a las riquezas.

Abel tiene un ojo bueno ve a Dios con ojos correctos. Lo ve bueno, el más glorioso, el más hermoso, el más valioso y por lo tanto él no sirve a las riquezas, usa las riquezas para servir a Dios.

El primer amor es ver y adorar a Dios en primer lugar

Advertisement
Continue Reading

Andres Spyker

La adoración que Dios quiere | Mensaje de Navidad

Andres Spyker

Published

on

Predica Andres Spyker La adoración que Dios quiere

La adoración bíblica es la unión de una vida de servicio y rendición junto con una vida de exclamación y asombro.

La adoración bíblica es la unión de una vida de servicio y rendición junto con una vida de exclamación y asombro.
Dios quiere las dos cosas, por un lado adoración el servicio la rendición.

Todo lo que hacemos que glorifica a Dios es adoración. El amar y servir a nuestro cónyuge es adoración, el cuidar a nuestros hijos, el honrar a nuestros padres, el ser excelentes en el trabajo, el servir a la gente que nos necesita, todo eso es adoración.
Ser puntuales es adoración porque estas honrando a Dios con tu tiempo.

Tenemos que entender que a Dios le importa cada aspecto de nuestra vida. Adoración es toda obediencia, cada vez que tú diezmas y ofrendas estás adorando. Es un ofrecimiento, una rendición de tu vida, tu cuerpo, tu esfuerzo y tu trabajo. Alabanza es exaltación. Es asombro proclamación de quién es Dios.

¿Cuál de los dos aspectos en tu vida está débil? ¿Cómo vas con la exaltación y asombro? ¿Cómo vas con la adoración práctica, diaria de generosidad, de servicio?
Dios desea de nosotros las dos.

Advertisement

Adoración, servicio, administración sin alabanza, exaltación, asombro y comunión se convierte en un cristianismo seco y religioso.

Muchos cristianos son muy formales y obedientes con mis diezmos, son puntuales, bien portados, pero no hay alabanza, no hay disfrutar la presencia de Dios, exaltarle, asombrarse. Es un cristianismo religioso.
El hermano mayor de la historia del hijo pródigo. Tuvo en casa todo el tiempo pero nunca disfruto a papá en la casa.
Y luego otra gente que solo es alabanza, solo está de adorar de cantar de estar allí. Se vuelven adictos a la presencia.

Alabanzas sin adoración, sin servicio, sin integridad, sin generosidad sin amar a otros se convierte en un cristianismo superficial y fanático.

Las dos historias de Lucas y Mateo que se complementan porque por un lado ves a los pastores alabando y por otro lado los sabios que no dijeron mucho pero se ofrecieron, se postraron, se dieron a Jesús.

Advertisement

Puntos prácticos para los de la alabanza

La alabanza facilita la adoración.

Juan 4:23 dice: ”pero se acerca el tiempo de hecho ha llegado cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad. El Padre busca tales adoradores.“
Existe un orden. Cuando en nuestro espíritu hay asombro, hay exaltación, entonces a nuestra carne la podemos doblegar para en verdad adorar a Dios.

Advertisement

Alabanza es la única respuesta correcta ante el Rey Jesús

Muchos están esperando a tener una nueva manifestación de Dios en sus vidas para responder con mayor alabanza pero debemos provocar esa manifestación con una mayor alabanza.

Alabanza me llena del Espíritu Santo

Si eres salvo, si pusiste tu fe en Cristo Jesús y tienes fe en él y el Espíritu de vive en ti, hay un río por dentro.
Efesios 5:18 dice: “no se emborrachen con vino porque les arruina la vida. En cambios sean llenos del Espíritu Santo cantando salmos e himnos y canciones espirituales, entre ustedes haciendo música al Señor en el corazón y den gracias por todo a Dios el Padre en el nombre de nuestro Señor Jesucristo.”

Advertisement

Lo necesitamos para ser llenos del Espíritu es alabar más que nunca, tomar tiempo para cantar más que nunca.

Continue Reading

Andres Spyker

El mejor Regalo

Andres Spyker

Published

on

Predica Andres Spyker El mejor regalo

El regalo más maravilloso que todo ser humano pudiera recibir…paz…verdadera paz. El pastor Andrés nos comparte algunos principios para disfrutar al máximo el tiempo de la Navidad.

La biblia nos enseña que el regalo que Dios nos vino a dar en la salvación de Cristo Jesús es una palabra. Dice: “Gloria a Dios en las alturas y en la tierra paz a los hombres.”
Jesucristo traería gloria a Dios en las alturas pero en la tierra nos vino a traer paz. Y ese es el regalo que Jesús nos vino a dar, y le costó todo. Le costó dejar el cielo y ser envuelto en carne humana y nacer como un bebe indefenso.

¿Y porque es que necesitamos paz? La biblia enseña que sin una relación personal con Dios no tenemos paz. Nuestros pecados y transgresiones nos han separado de Dios, no tenemos paz con él. Pero Jesús pago el precio por nuestras transgresiones y ahora tenemos paz con Dios.
Juan 14:27 dice: “Les dejo un regalo: paz en la mente y en el corazón. Y la paz que yo doy es un regalo que el mundo no puede dar. Así que no se angustien ni tengan miedo.”

Porque la paz no es resultado de lo que tienes, la paz es el resultado de quien tienes en tu vida.

Jesús no nos dijo que la paz es la ausencia de conflictos o la ausencia de aflicciones sino la presencia de Jesús en esas aflicciones. Por lo tanto la paz no es la ausencia de enemigos. Algunas personas dicen “si tan solo Dios hiciera desaparecer a mis enemigos tendría paz.” No es cierto, Dios puede darnos paz en presencia de nuestros enemigos.

Advertisement

David dijo “Me preparas un banquete en presencia de mis enemigos.” No tienes que quitarme a mis angustiadores, con que yo esté a tu mesa sentado y tú estás junto a mí tengo paz aunque tenga angustiadores. Tener paz no es la ausencia de tristeza, es la presencia de un amigo en medio de la tristeza. Paz es entonces cercanía con Jesús.

Veamos tres enemigos de la paz

Perfección

Advertisement

Hay gente que quiere que sea todo perfecto. Que el árbol este perfecto, que la cena esté perfecta, que la ropa esté perfecta, etc. Dios no vino a darnos una vida perfecta, vino a darnos una vida en donde nos amamos aún a pesar de nuestra imperfección. Es más importante llevarnos bien en casa que las cosas estén perfectas. Las expectativas no cumplidas hacen que perdamos la paz. La paz viene cuando entendemos que Dios y la gente son importantes, aún cuando mis expectativas no se estén cumpliendo.

Opinión

Romanos 14:1 dice: ¨Recibid al débil en la fe, pero no para contender sobre opiniones.¨
Dios no nos llamó a cambiar a las personas, solo el Espíritu Santo puede hacerlo. Nuestro trabajo es amar a la gente. Regalemos paz y guardemos nuestras opiniones.

Dirección

Advertisement

No debemos controlar y dirigir todo lo que pasa alrededor, solo debemos sumarnos.
Para regalar paz es necesario despojarnos a nosotros mismos como Jesús lo hizo.

Continue Reading

Trending