El Regalo de la Victoria


La victoria que Dios nos ofrece va más allá de simples triunfos externos, sino en la superación interna del pecado.





En esencia, la victoria que Dios nos ofrece no se trata solo de triunfos externos, sino de la victoria interna sobre el pecado. Pablo señala que la resurrección de los justos, inspirada en Jesucristo, es una promesa de Dios. Ganar sobre la muerte como Jesús lo hizo es una gran victoria.

Pablo nos insta a mantener la expectativa de la resurrección futura, mientras recalca que Dios continúa brindándonos esa victoria diariamente. Cada día es una oportunidad para desafiar el pecado con la fortaleza que Dios proporciona a través del Espíritu Santo.

El llamado a mantenerse firmes e inquebrantables en la obra del Señor es una exhortación crucial. Cuestiona la idea de renunciar silenciosamente, especialmente cuando parece que la vida cristiana no está cumpliendo con la promesa de victoria sobre el pecado.

La afirmación de que “Dios nos da la victoria” no implica una mentalidad de "premio a la participación" sin esfuerzo alguno.


Somos desafiados a vivir en esa promesa de victoria como cristianos, sugiriendo que, si Jesús superó la tumba, ¿por qué permitirnos quedarnos en una situación de derrota?
La afirmación de que “Dios nos da la victoria” no implica una mentalidad de "premio a la participación" sin esfuerzo alguno. Por el contrario, es de gran importancia seguir progresando en la obra del Señor, manteniéndose firmes y activos en ella.
En resumen, al final se cuestiona si tiene sentido abandonar, desafiando la idea de vivir como si se estuviera resignado a una vida de perdón sin lograr vencer al pecado.


202 Personas se interseraron en esta Predicación

Otras Predicas en Video de Steven Furtick

Predicacion

El Regalo de la Victoria

Steven Furtick
Predicacion

Cuando lo he intentado todo

Steven Furtick
Predicacion

Cómo alegrarse

Steven Furtick